Última hora

Inmigración de ida y vuelta


Algunos de los inmigrantes que llegaron a Ceuta en la madrugada de Navidad son ‘viejos conocidos’. Entre el grupo de cameruneses hay protagonistas de los cartonazos.

La entrada de casi 200 subsaharianos que se produjo en la madrugada de Navidad ha hecho regresar al CETI a subsaharianos que ya sabían de su existencia, que ya conocían sus módulos y que, de hecho, conocen a la perfección qué se van a encontrar a este lado de la valla. Y esto es así porque se ha podido detectar que entre el grupo de cameruneses hay protagonistas de los míticos cartonazos, aquellos que constituyeron una auténtica pesadilla en el año 2010 para el que fuera delegado del Gobierno, José Fernández Chacón, tras iniciar protestas a golpe de cartón por las calles de la ciudad para pedir su traslado a la península. Buena parte de aquellos subsaharianos fueron expulsados a su país, solo algunos pocos se libraron de ese destino al huir de Ceuta escondidos en camiones. En 2011 la Policía Nacional ya detectó el regreso de algunos miembros del colectivo, ahora, se ha vuelto a tener constancia del regreso de algunos, aunque no por la vía policial ya que todavía se está trabajando en el cotejo de las huellas.

Este episodio no es más que el reflejo de cómo fluyen las historias migratorias, historias de ida y de vuelta que ponen en evidencia el nulo sentido que tienen las políticas de repatriación, ya que los afectados intentan a la desesperada su regreso por la vía que les resulte más beneficiosa. En el caso de los cameruneses de los cartonazos se ha producido su regreso en al menos dos ocasiones, pero hay más casos de inmigrantes que han llegado a cruzar la frontera hasta en cuatro o cinco ocasiones. Al estar fichados policialmente su estancia dura el tiempo en el que, tras su reseña, Extranjería los identifica. Ese periodo es aprovechado por algunos para intentar su salida por las vías no oficiosas (escondidos dentro de camiones o en los bajos de vehículos) o para solicitar la protección que en otras ocasiones no la pidieron argumentando que su retorno a su país de origen puede conllevarle problemas serios para su vida.

Fuente: -elfarodigital.es

No hay comentarios