ASOPEVE ASTURIAS

ASOPEVE ASTURIAS
Asociación de las y los pensionistas y jubilados de Venezuela en Asturias

Sube la inmigración en España, pero caen las nacionalizaciones

Los temas relativos a la migración salpican la información diaria. Desde que se inició la crisis económica internacional, es el colectivo de los inmigrantes uno de los que más han sufrido sus consecuencias negativas.

El censo de inmigrantes no ha dejado de bajar. Hasta este pasado mes de junio, cuando por primera vez desde 2010, las previsiones del Instituto Nacional de Estadística hablan de un balance positivo entre los extranjeros que llegaron y los que se fueron de España en 2015. Ese balance positivo se fija en más de 38.000 nuevos habitantes.

Sin embargo, los datos que se refieren a la concesión de la nacionalidad española señalan que su cifra se redujo en un 44% durante ese mismo 2015. Es decir, solo poco más de 114 mil solicitantes la obtuvieron. Si tenemos en cuenta que la lista de las comunidades que mantienen más flujo de trabajadores extranjeros la lidera la madrileña, no extraña que hayan crecido en paralelo las solicitudes de servicios de abogados de inmigración en Madrid.

En este sentido, los datos del INE que se acaban de publicar revelan que el 70% de los que consiguieron nuestra nacionalidad lo hicieron por cumplir requisitos de residencia. Dado que la legislación que regula esta materia está en constante revisión, tanto a nivel estatal como local, es imprescindible contratar a los mejores abogados de Madrid en Extranjería para garantizarse el éxito.

Desglosando la estadística

Los que con más facilidad consiguen la nacionalidad en nuestro país son personas entre 35 y 39 años. Por países, a la cabeza de los que se estrenan como españoles están los marroquíes (24.000), seguidos de ecuatorianos (casi 14.000), colombianos (próximos a los 12.000), bolivianos (unos 11.000) y, cerrando el listado, los dominicanos (superando los 8.000). Más países contribuyen al crecimiento de la población con nacionalidad española, como Perú, Cuba, Argentina, Pakistán, Venezuela y Brasil.

Volviendo a ese incremento de un 10% de llegada de extranjeros en 2015 en comparación con los llegados en 2014, hay que ponerlo junto al número de los que se marcharon de regreso a sus países de origen. Esas ‘vueltas a casa’ disminuyeron más de un 20%. Por eso, el saldo final acaba siendo positivo.

En la balanza de lo menos gratificante, el ritmo de españoles que abandonan el país en busca de un mejor futuro. Nada menos que un aumento de salidas del 23%, casi 99.000 se fueron con destino a Reino Unido, Francia, Alemania, Estados Unidos y Ecuador.

-madridpress.com

No hay comentarios