Última hora

Entre la crisis y los principios

"Señor Olabarria, usted pertenece a un partido que gobierna en una comunidad próspera, con una renta per cápita alta [...]. Yo soy muy respetuoso, yo entiendo que el País Vasco y su Gobierno no tengan problema con la inmigración. Podrá tener opinión, pero no la responsabilidad de gobernar [en España]". "[Les pido que] reflexionen sobre este gesto que algunos de ustedes hacen muchas veces de estar por encima del bien y del mal y dar lecciones". Así de rotundo se mostró el ministro de Trabajo e Inmigración, Celestino Corbacho, cuando el diputado peneuvista Emilio Olabarria le interpeló en una sesión de la comisión correspondiente en el Congreso en julio pasado, acusando al Gobierno central de endurecer su discurso migratorio al apoyar la directiva de Retorno Europea y al plantear restricciones al reagrupamiento familiar. [Leer más...]
Sergio Primiani

No hay comentarios