Última hora

La mayoría de los vascos cree que hay demasiados inmigrantes

MinutoDigital.Com
Más del 60% de los ciudadanos vascos consideran que el número de extranjeros es “demasiado o bastante”, aunque sólo un 2,7% opina que la inmigración es el primer problema de Euskadi. Además, el 68,5% cree que las personas extranjeras se benefician excesivamente del sistema de protección social y un 51,2% que su llegada afecta negativamente a la seguridad ciudadana. Esto es lo que señalan los datos del Barómetro Ikuspegi 2009 hechos públicos hoy.

El estudio realizado por el Observatorio vasco de Inmigración indica que el 2,7% de las personas encuestadas menciona la inmigración como el primer problema de Euskadi y el 12,9% entre los tres problemas más importantes, un porcentaje superior al registrado en 2008, pero inferior al de 2007. Sólo un 0,9% de los ciudadanos lo considera un problema personal.

Además, un 50,1% de los ciudadanos que participaron en la encuesta estima que es bueno que la sociedad esté formada por diferentes culturas, etnias y religiones, cinco puntos menos que el año anterior, y el 64,7% que las prácticas religiosas de los inmigrantes no ponen en peligro nuestro estilo de vida, un porcentaje similar a 2008.
El 56,4% no es partidario de que las personas extranjeras tengan que abandonar su cultura y costumbres para ser plenamente aceptadas (tres puntos menos que el año pasado), aunque el 65,3% considera que la plena aceptación exige la renuncia de aquellos aspectos que entren en conflicto con la legislación local (cifra similar a 2008) y un 85,4% cree que los inmigrantes deben esforzarse en adoptar las costumbres y tradiciones de los autóctonos (seis puntos más).

Por el contrario, para el 56% de los encuestados, las personas autóctonas no deben esforzarse por conocer o adaptarse a algunas costumbres y tradiciones de los inmigrantes, cifra similar a 2008. El 67,7% de los vascos opina que la llegada de inmigrantes no contribuirá a la pérdida de la identidad vasca y un porcentaje similar que no frenará el desarrollo general del euskera.

En cuanto al acceso a servicios y derechos, el 66,7% de los ciudadanos es partidario de que toda la población extranjera tenga acceso a la asistencia sanitaria (-4,5%) y el 59,7% de que lo tenga a la educación de sus hijos (-5,2%). Además, el 31,1% es favorable a que todos tengan asistencia jurídica, el 28,8 que tengan acceso a las ayudas sociales, el 18,6% a derecho a la reagrupación y el 17,6% al voto y a VPOs.
El estudio indica también que la percepción de los encuestados sobre la presencia de inmigrantes no se ajusta a la realidad, ya que, aunque el porcentaje de empadronados es del 6,9 por ciento, los ciudadanos estiman que la población extranjera es del 17,2%.

Un 79,8% cree que el número de extranjeros es “demasiado o bastante”, cifras similares a 2008, aunque, tras suministrarles el porcentaje real de extranjeros, este porcentaje se reduce al 60,9%. Cerca de la mitad de los encuestados admite que los inmigrantes permiten que la economía funcione mejor al ocupar puestos de trabajo que la población autóctona no desea, si bien este porcentaje se ha reducido respecto al año anterior.
No obstante, el 77,1% opina que su llegada perjudica más a los sectores más vulnerables de la sociedad y el 47,9% que provoca una reducción de los salarios, con incrementos del 10,2 y 6,5%, respectivamente.

También ha aumentado, en casi cinco puntos, el porcentaje de personas que creen que los inmigrantes se benefician excesivamente del sistema de protección social, que alcanza el 68,5 por ciento. Un 51,2 por ciento considera, además, que su llegada afecta negativamente a la seguridad ciudadana, un 6,5 por ciento más que el año pasado.

En relación a las políticas sobre inmigración, el 83,2% es partidario de permitir la entrada de personas extranjeras que posean un contrato de trabajo, mientras que el 10,4% es favorable a no poner obstáculos a la entrada de inmigrantes. Un 3,9% apuesta por impedirla por todos los medios.
En opinión del 56%, se debería regularizar únicamente a los inmigrantes que tengan un empleo, frente al 16% que aboga por “dar papeles” a todos. Cerca del 10% cree que se debe expulsar a los inmigrantes que se encuentran de forma irregular.


No hay comentarios