Última hora

El Defensor del Pueblo riñe a Torrejón de Ardoz por no inscribir a extranjeros


 - 20minutos.es

El Ayuntamiento de Torrejón de Ardoz (PP) se ha tomado la ley por su mano al limitar el empadronamiento de inmigrantes en su municipio. Y ello le ha valido una investigación del Defensor del Pueblo. Los ayuntamientos no pueden modificar las condiciones de acceso al registro por su propia cuenta

La conclusión de este expediente tardará en llegar, pero de momento Enrique Múgica ya ha dedicado una regañina al Consistorio torrejonero: según el Defensor, ningún ayuntamiento puede usar el padrón para controlar a los inmigrantes ni pedir más requisitos de los que marca la ley estatal.

El Ayuntamiento presidido por Pedro Rollán niega el empadronamiento a los extranjeros que llegan con visado de turista e impone un límite de 20 metros cuadrados por cada persona inscrita en una vivienda.

La ley estatal impide establecer estos filtros y, por si todavía quedaba alguna duda, este martes el Defensor del Pueblo lo dejó claro: el registro de vecinos (padrón) "debe cumplirse de acuerdo con lo que establece la legislación del Estado y sin que quepa condicionar su cumplimiento a la exigencia de requisitos que no se contemplen en esa legislación". Es decir, los ayuntamientos no pueden modificar las condiciones de acceso al registro por su propia cuenta. El vicepresidente de la Comunidad defiende que "en Torrejón se está empadronando conforme a la ley"

Además, el empadronamiento de todos los vecinos es una "obligación" de los municipios y la finalidad de esta inscripción "no es el control del ejercicio de los derechos de los residentes", añadió Múgica.

A pesar de esta interpretación de la ley, el vicepresidente de la Comunidad, Ignacio González, defendió este martes que "en Torrejón de Ardoz se está empadronando conforme a la ley" y que el único objetivo es que "no existan los pisos patera".

"Vómito xenófobo"

González y los consejeros de la Comunidad se han quedado solos en la defensa de esta política de Torrejón. Las críticas más duras proceden del coordinador regional de IU, Gregorio Gordo, quien calificó la negativa al padrón de "tropelía" y "vómito xenófobo". Mientras, el PSOE cree que esas medidas son "ilegales" y "faltas de escrúpulos".

La Generalitat pone orden en Vic

La Generalitat comunicó este martes a todos los ayuntamientos catalanes que tienen la obligación de empadronar a los inmigrantes, tengan o no los papeles en regla. El Ayuntamiento de Vic, que quiere limitar el padrón a los sin papeles, tendrá que acatar la normativa vigente.

Además, la Generalitat no admitirá "el uso partidario, oportunista y demagógico" de la inmigración. La legislación estatal incluye la obligación de aceptar cualquier domicilio para la inscripción, incluso una cueva o una barraca.

No hay comentarios