Última hora

Corbacho aconseja a los inmigrantes que «tachen de su agenda a España»

ABC.es

El ministro de Trabajo e Inmigración, Celestino Corbacho, abogó ayer por tomar medidas para garantizar las pensiones más allá del año 2030 porque hasta entonces «no tienen ningún problema», según explicó en una entrevista en «Punto Radio». Un mensaje que no termina de casar con la recomendación que lanzó esta misma semana a los ciudadanos de que se hagan un plan de pensiones para «completar» al sistema público y que ayer equiparó con el ahorro que «han hecho nuestros padres y abuelos».

«Las pensiones principales tienen que ser y deben seguir siendo públicas», aunque los planes de pensiones privados están para complementar la diferencia existente entre la jubilación y el último salario, que se sitúa entre el 20 y el 30 por ciento dependiendo de los casos.
Corbacho reconoció que si hay un ministerio difícil en este momento es el suyo. «Me ha tocado la peor época a la que podía aspirar uno para gobernar un ministerio de Trabajo. La crisis más profunda y la peor de hace ochenta años». Pero él no piensa tirar la toalla, convencido como está de que en el segundo semestre del año empezará a vislumbrarse un lento crecimiento positivo.
«Es una economía que todavía no será capaz de generar empleo», pero se empezará a ver que la crisis tan profunda comienza a quedar atrás.

Al menos para algunos. El ministro recomendó a los inmigrantes que tachen a España de su agenda inmediata. «Creo que en estos momentos nuestro país no les puede ofrecer las necesidades que buscan», aunque confía en que algún día esta situación pueda cambiar.
Corbacho asume que es la cara de los parados, pero insiste en que el empleo ni lo crea ni lo destruye el ministro de Trabajo, sino una grave crisis económica. «Yo soy el responsable de que los desempleados no se queden sin protección y de que se hagan reformas para que se pueda contratar a la gente».

Consciente de la provisionalidad de su cargo, ironizó con el hecho de que cuando te nombran ministro es que ya estás más cerca de ser ex ministro, aunque dice desconocer cuáles son los propósitos del presidente Zapatero sobre su continuidad.
No faltó en la entrevista la crítica al PP y en concreto a Esperanza Aguirre por su «populismo». Si el PP gobierna algún día tendrá un problema porque tendrá que hacer lo contrario de lo que dice. «No se pueden criticar los planes de pensiones complementarios y por la tarde reconocer que tienes uno», generalizó.

No hay comentarios