Última hora

Acuerdo sobre el Reglamento de Extranjería

Síguenos en Twitter en @inmigrantes haciendo click AQUÍ.

La secretaria de Estado de Inmigración y Emigración, Anna Terrón, ha celebrado este lunes que se haya alcanzado con patronal y sindicatos el acuerdo sobre el nuevo Reglamento de Extranjería que no pudo cerrarse con la ley que debe desarrollar ya que el diálogo social no respaldó la norma.

"Que tengamos un acuerdo general con los interlocutores sociales es muy relevante porque la situación es muy difícil y es bueno que un reglamento que desarrolla una ley sobre la que no hubo acuerdo cuente con él", ha señalado Terrón en declaraciones a Europa Press.

Al término de una reunión en la que han participado UGT, CCOO, CPYME y CEOE, Terrón ha destacado que "todas las partes hayan tenido una actitud muy constructiva" y un "alto grado de conciencia de la situación actual y la necesidad de que la inmigración tenga instrumentos adaptados" a la misma.

Aunque no ha concretado en qué términos, la secretaria de Estado ha señalado que fruto de las conversaciones con patronal y sindicatos se ha introducido "alguna modificación, principalmente ajustes", sobre el borrador de Reglamento que su gabinete hizo público hace dos semanas.

"Hemos hecho un esfuerzo de diálogo y al final hemos llegado a un acuerdo con algunas modificaciones sobre el texto que está en audiencia pública", ha explicado, para apuntar que "había algunos temas que reajustar en función de lo que ellos (los agentes sociales) entendían que era especialmente sensible".

En este sentido, durante la reunión se ha consensuado un comunicado que firman los agentes sociales y en el que se destaca como uno de los "principales elementos" del acuerdo alcanzado el "asegurar que la contratación exterior garantiza los derechos de los trabajadores migrantes y permite la integración social de esta población trabajadora, incluyendo como parte de esta integración, la sistematización de la regulación de la reagrupación familiar".

Sobre este asunto, destaca además el consenso para "mejorar la determinación de la situación nacional de empleo y por tanto los sistemas para acreditar que no hay trabajadores residentes en España que puedan cubrir los puestos de trabajo ofertados, garantizando que cuando exista una necesidad acreditada de acudir a la contratación en los países de origen, esta sea posible".

APUESTA POR LA REGULARIDAD

Asimismo, CCOO, UGT, CEOE y CPYME ponen en valor el acuerdo para "abordar las renovaciones de las autorizaciones de residencia y trabajo desde la perspectiva de favorecer el mantenimiento de la situación de regularidad, la continuidad en el mercado de trabajo y la empleabilidad de las personas migrantes".

En esta línea, indican también que ha habido acuerdo para "garantizar el equilibrio entre el objetivo compartido de favorecer la migración regular y la existencia de posibilidades de acceder, desde la situación administrativa irregular, a la documentación en casos excepcionales e individualizados".

Para Terrón, esta es una muestra del "el esfuerzo de concreción" de todos los implicados "por mantener la regularidad y que nadie caiga del sistema y consolidar esa idea de regularidad que está presente en el Reglamento".

Tras la cita con los agentes sociales, el borrador del Reglamento será sometido mañana al parecer de la Conferencia Sectorial de Inmigración, un encuentro con las comunidades autónomas en el que Terrón confía encontrar respaldo dado el acuerdo alcanzado con sindicatos y patronal.

El viernes se cerrará el proceso de audiencia pública y después el texto será informado por los órganos preceptivos para volver después al Consejo de Ministros, por lo que podría estar aprobado y en vigor de aquí a un mes, según las previsiones del Ejecutivo.

La decadencia de Estados Unidos.

No hay comentarios