Última hora

Los colectivos de inmigrantes más importantes en España apenas compran casas


La mayoría de extranjeros que adquieren viviendas lo hacen por turismo

En el primer trimestre de 2013, una de cada doce viviendas que se compraron en España fue adquirida por un ciudadano extranjero. Son datos de la estadística registral inmobiliaria del Colegio de Registrados de España, que refleja que la compra de viviendas ya no tiene un sentido laboral, sino turístico. Ingleses, rusos y franceses son los que más inmuebles adquieren. Desciende la compraventa por parte de las comunidades de inmigrantes más importantes en España: rumanos, marroquíes, ecuatorianos y colombianos.
La estadística inmobiliaria del Colegio de Registradores Españoles ha puesto número a lo que ya se sabía, las ventas de viviendas a extranjeros crecieron en 2013, y suponen ya el 8,63 por ciento (8.000 casas) de los inmuebles que se compraron en España hasta marzo. Una subida prevista, por el interés del mercado ruso, nórdico, escandinavo y alemán en nuestro país, que refleja un cambio de tendencia: la compra de viviendas ya no responde a una residencia de trabajo, sino al turismo. En concreto al de lujo, Kai Dost, administrador de la inmobiliaria Dost & Co, asegura que funciona mejor este mercado, "porque por encima del millón de euros no necesita financiación, en cmabio el mercado medio y bajo que está por debajo del millón por debajo de medio millón de euros requiere un crédito, cosa que los bancos no dan todavía".

Ese diferente escenario, se pone de manifiesto cuando cruzamos los datos de los extranjeros que viven en España con el registro de compraventa de inmuebles según la nacionalidad. En España, 1 de cada 6 inmigrantes son de nacionalidad rumana, en cambio los rumanos ocupan el duodécimo puesto en la lista, con la compra de uno de cada 36 inmuebles que se vendieron a extranjeros en el primer trimestre. En el 2006, se situaban en el cuarto lugar.

Los marroquíes, segunda comunidad de inmigrantes en nuestro país con 870.000 residentes, solo se hacen con una de cada 34 viviendas, ocupando la decimocuarta plaza. Hace 7 años eran los terceros en la tabla. Abdel Aziz, coordinador de la Asociación Marroquí IBN Batuta, justifica la caída en la "pérdida de los puestos de trabajo por la crisis" y en consecuencia la disminución de su poder adquisitivo".

Ecuatorianos y colombianos, con 390.000 y 270.000 ciudadanos en nuestro país, no aparecen entre los primeros 20 puestos, cuando antes de la crisis eran los segundos y quintos respectivamente, en el ranking. Juan Carlos Lucero, presidente de la Federación Nacional de Asociaciones de ecuatorianos, recurre también a la crisis para decir que "los ecuatorianos han decidido no comprar porque no tienen dinero y aquella gente que todavía tiene un poder adquisitivo para hacer alguna compra de este tipo, lo está haciendo en Ecuador".

En cambio, la estadística sigue estando liderada por los ingleses que acumulan el 15% de las viviendas adquiridas por extranjeros. Le siguen los rusos, que escalan desde el decimoquinto puesto al segundo, con el 9 por ciento de las adquisiciones. Según Julio Rodríguez, expresidente del Banco Hipotecario, "las inmobiliarias se han olido que en este momento los rusos están interesados en comprar por motivo de tener casa y por de invertir, y están canalizando la oferta hacia este tipo de comprador". Una estrategia comercial donde también tienen cabida nórdicos, escandinavos y alemanes, para vender lo que no tiene salida en España cerca de 700.000 hogares.
CadenaSer

No hay comentarios